La Zarabanda

Posted on Actualizado enn

¿Quién mató a Kennedy? ¿Está muerto Bin laden? ¿Existen mundos paralelos? ¿Era Lenin un auténtico marxista? ¿Cayó Pablo de Tarso realmente de un caballo? ¿Era Leonardo da Vinci un extraterrestre?

Cara que puso mi nieto Jannik al escuchar estas preguntas

¿Merece la pena saberlo?

La historia está repleta de enigmas que han hecho correr ríos de tinta y todavía mueven toneladas virtuales de gigabites. La Historia, la Humanidad (quiero decir el devenir particular de los pueblos y el bienestar de las naciones concretas) sigue su camino sin conmoverse por tan supinas ignorancias. Y el Universo y sus galaxias, agujeros negros, cuerdas y gusanos se expanden y contraen, dándosele tres ardites los misterios sin resolver de los pueblos y sus dirigentes.

¡A qué viene tanta ansiedad!

¿Por qué tanta insistencia en resolver si el presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, se llevó de gorra tres trajes o si abrió la puerta a una banda de piratas, que se aprovecharon de la ingenuidad vaticana y de otras circunstancias para enriquecerse como Cresos?

¿A qué viene esa manía con descubrir los tenemanejes de altos cargos de la Junta de Andalucía por servirse del erario público para protegerse los riñones?

¿Y qué si en Cataluña se reparten comisiones por cada inspiración y expiración de las arcas municipales o generales?

¿Qué podemos hacer contra el miedo de un político manchego a la miseria, que le incita a hacer amigos y distribuir favores entre los jerifaltes de su tierra para que emerja la riqueza  y él pueda sacar un rédito de su inquietud magnánima?

¡Qué espeluznante paseo por la geografía española y sus facciones y fracciones podríamos hacer pisando las trampas que unos se tienden a otros para mantener el silencio con la amenaza de tirar de la manda!

¿Y qué demonios iba a pasar si tiraran de una vez de ella?

¡El suicidio! ¡El suicidio!

¡La ambición y la ira de los más desvergonzados acabarán echando abajo el chiringuito!

¡Mantenganos el juicio, seamos sensatos! ¡Silencio! ¡Silencio! ¡Ms vale no meneallo! ¡Que siga la zarabanda! ¡Llénense nuestros bolsillos!

A Kennedy le mató su alevosía. Bin Laden es un invento de la CIA. Vivimos en el peor de los mundos. A Lenin Marx le importaba un pimiento. Pablo de Tarso viajaba en litera. Leonardo de Vinci era un pobre mariquita.

Anuncios

Un comentario sobre “La Zarabanda

    txemacan escribió:
    14/02/2011 en 08:05

    ¿Elvis está vivo?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s